Los doce minutos

Empezar la mañana dándonos los buenos días, viéndonos la cara, reconociendo el estado de ánimo que trae cada uno.

El cuarto de hora
El cuarto de hora

Aprendimos de las compañeras y los compañeros de Murcia -para los que “el cuarto de hora” es “sagrado”- que empiezan el día con un “ratico” que es precisamente eso, el momento de encontrarse, de compartir una poesía, una canción, una reflexión…

Nosotros lo adaptamos a nuestra realidad, más chiquitita, así que lo quedamos en doce minutos, pero el espíritu es el mismo que nos encontramos allí. Así que, desde que echamos a andar este ratito no ha fallado y en él hemos conocido el viaje de Oris y Blesing en patera cruzando el estrecho, nos hemos reído con los chistes de Fran y Juan, hemos escuchado historias de Senegal, Lebrija, Portugal, Extremadura… por parte de Mor, Benito, Celina, Javi… hemos bailado, hemos reflexionado sobre la explotación que sufren las personas que producen la ropa que usamos, sobre el machismo, sobre la libertad de expresión…

IMG_20150710_094006Incluso, alguna vez, hemos hablado sobre asuntos del trabajo, sobre aspectos que podrían mejorar nuestra dinámica. También, ha sido el momento en el que algún compañero ha aprovechado para contar algo sobre su estado de ánimo o para dar alguna buena o mala noticia.

Creemos que es un pequeño gesto, un ratito corto del día, pero también que es algo que cambia mucho la manera de relacionarnos y de afrontar el trabajo y, en definitiva, la vida.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s